viernes, 12 de julio de 2019

Conf(e/u)siones




A mi yo romántica de hace cinco años.


            No te rindas, espera, que al final todo llega. No rompas los cristales color rosa con los que ves ahora la vida. Que de ese color es más bonita, aunque duela. No te dejes influenciar o desilusionar. No desesperes y sigue soñando bonito. Sigue viviendo en esa pompa que no permite que pises el suelo. Deja los zapatos de plomo bien lejos.

Eso sí, agárrate fuerte que vienen unas curvas de cojones. Y como no, y como siempre, no vamos a llevar el cinturón de seguridad para aguantar todo lo que venga. Vamos a ir sin ruedines, sin frenos y con las rodillas raspadas de caer por la vida entre mitos, leyendas y amores a primera vista. No vamos a guardar las distancias de seguridad y nos vamos a pegar unas hostias de puta madre.

Pero cinco años después, te puedo decir, que hemos sobrevivido (a pesar de las secuelas). Así que, no dejes de luchar. No dejes de vivir las cosas de cero a cien, al cien por cien. Ni vuelvas a matar a una sola mariposa. No te preocupes, que cuando no son bienvenidas, ya se extinguen solas.

Y por último, y no por eso menos importante, olvídate de los sentimientos en modo avión, y vuela. Porque cuando empieces a despegar alguien se va a fijar en tus alas, te van a elegir, vas a perder el complejo de Ícaro y ya nadie va a poder quemar tu fuerza.





__________________

Derechos Reservados Copyright © 2019

María González Torres. 

Imagen: Mackaoui.

22 comentarios:

  1. La vida y sólo la vida, María. No hay otro lugar que para adelante...

    Abrazo.

    ResponderEliminar
  2. las mayores estupideces de mi vida las he hecho por amor, o por lo que yo creía que era amor. puede que me siga pasando, pero ya menos...
    lo has expresado genial en tu auto-carta. yo también me daría unos cuantos consejos a mi yo más joven, no sólo en materia amorosa.
    te agregué a facebook hace un par de meses, pero quizá no sabías quién era.
    abrazos!

    ResponderEliminar
  3. P'alante en la vida.
    Gracias por tu visita a mi blog, por la visita en sí y porque me ha permitido conocer el tuyo.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Gracias por tu visita, la cual me ha llevado a tu espacio para conocerte.
    Muy interesante tu artículo. La vida es lucha continua. Te levantas y vuelves a caer y si no recibes por un lado, recibes por otro... pero siempre adelante, tirando del carro de la vida.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. no todos los lacas abrun el culioto prechosa guaija

    ResponderEliminar
  6. Gracias por llegar a Pensamientos.....cariños.

    ResponderEliminar
  7. María,
    Lo primero es agradecer tu asomo a mi humilde morada.
    Lo segundo es ESCRIBES ESTUPENDAMENTE!
    Lo tercero es....( no me atrevo a escrirlo)
    Seguímos hablando.

    Saludos!!

    ResponderEliminar
  8. Y ya no eres romántica? yo creo que eso nunca se pierde.

    Un beso dulce y dulce fin de semana.

    ResponderEliminar
  9. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  10. Que gusto llegar hasta aquí y leer tu carta escrita para ti; la verdad es que me ha encantado, describes a la perfección lo que todos, unos más que otros, pero hemos pasado por las mimas situaciones, a veces vale más sola que mal acompañada. Lo importante es saber levantarse de alguna caída y llevar la vida con filosofía. Adelante pues, amiga, porque como tu bien dices alguien se fijará en tus alas, ojalá que sea para ser feliz.

    Me gasta tu blog y me quedo por aquí.
    Te dejo mi inmensa gratitud y estima, un besito y se muy, muy feliz.

    ResponderEliminar
  11. Las románticas nunca dejamos de serlo... Pase el tiempo que pase.
    Volar... Aun con plomo en los bolsillos.

    Mil besitos con cariño y feliz día, bonita ❤️

    ResponderEliminar
  12. Para mí, esto lo recibo como una proclamación de autenticidad y libertad para ser como se es, sin juicios ni autocríticas destructivas tanto como innecesarias. No importa lo que el resto diga, ni tenemos que sentir culpa por ser cursis, románticos o idealistas. A veces, hacen falta personas soñadoras, pero reales, en vez de tanto narcisista lleno de caretas.

    Propongo que hoy escribas una carta también para tu yo futuro, de 5 años. Para que nunca pierdas ese ímpetu ni ese vuelo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Muy original lo de escribir para ti misma.
    Muchas gracias por visitar mi blog.
    Saludos

    ResponderEliminar
  14. La vida, es bonita, pero también muy cruel.... Mucho

    ResponderEliminar
  15. A veces me gusta rendirme
    a veces me gusta amar
    soy feliz con lo que tengo
    y con lo que puedo dar

    ResponderEliminar
  16. La experiencia no se hereda, aunque sea a tortazos tendremos que formar la nuestra.
    En temas de amor, por más reflexiones que nos hagamos, nada vale, los razonamientos no tienen cabida en los impulsos del corazón.
    No hay más remedio que seguir adelante, si caemos, nos levantamos, lo importante es continuar caminando con ilusión y esperanza.
    Me ha encantado la carta a tu yo, es muy original.
    Cariños.
    Kasioles

    ResponderEliminar
  17. ¿Ya no hay romanticismo en ti? ¿Es ello la huella del tiempo? ¿Solo nos quedará parís?...

    :)))))

    Abrazos María.

    ResponderEliminar
  18. Hay tanta gente que habla boludeces cuando comenta que sonrío mientras te sigo leyendo porque me gustas

    ResponderEliminar
  19. Creo que todos siempre vamos a ser romanticos, tenemos momentos donde lo somos más que otros eso cambia nada mas♥
    A seguir!!!
    besitos

    ResponderEliminar
  20. He vuelto a leerte y la verdad es que es un placer hacerlo.
    Te dejo mi saludo y admiración.

    ResponderEliminar
  21. Ser romántico no quiere decir ser débil, sino todo lo contrario.

    Saludos.

    ResponderEliminar